Dictadas las normas para la elaboración del Presupuesto de Andalucía de 2023

Hacienda inicia la Orden por la que se dictan las normas para la elaboración del Presupuesto de Andalucía de 2023

Arrancan los primeros trabajos para preparar las cuentas públicas con el objetivo de que entren en vigor el próximo 1 de enero La Consejería de Hacienda y Financiación Europea ha iniciado la redacción de la Orden por la que se dictan las normas para la elaboración del Presupuesto de la comunidad autónoma de Andalucía para el año 2023, teniendo en cuenta
que es un objetivo prioritario disponer de un presupuesto que esté operativo a fecha de 1 de enero de ese ejercicio.

El Gobierno andaluz se ha marcado como propósito que su aprobación por el Parlamento de Andalucía se produzca antes del 31 de diciembre, a pesar de las dificultades que conlleva un proceso electoral.

El consejero de Hacienda y Financiación Europea, Juan Bravo, ha defendido la necesidad de iniciar el año con un presupuesto actualizado y adaptado a la nueva realidad. “Si tuviésemos una segunda prórroga del Presupuesto, entraríamos en 2023 con unas cuentas que corresponden a 2021 y que se prepararon en 2020”, una circunstancia que considera que no es la más adecuada, teniendo en cuenta “la realidad que estamos sufriendo”.

En su opinión, “con las actuales dificultades de una elevada inflación o el impacto de la guerra en Ucrania, no cabe duda de que serían unos presupuestos totalmente desfasados y que dejarían a Andalucía fuera de juego”.

Necesitamos presupuestos en 2023, además, para impulsar la ejecución de los fondos europeos y los recursos procedentes del Next Generation, que nos permitan ser lo más ágiles posible. No es el momento de que las cosas vayan despacio, sino todo lo contrario, por lo que, pensando en los andaluces, la mejor opción es tener presupuestos para 2023”, ha señalado.

En este sentido, ha apuntado que tener cuentas prorrogadas por segundo año complicaría la cofinanciación con recursos propios de la Junta de Andalucía exigida en los proyectos europeos tanto del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) como de los fondos estructurales, “precisamente en un momento crítico porque está finalizando la regla n+3 del marco financiero plurianual 2014-2020”, es decir, que en 2023 estos recursos deben tener
certificado su gasto.

Las tareas técnicas de elaboración del Presupuesto también dependerán de la estructura competencial de las Consejerías. Aun así, Bravo ha destacado que los esfuerzos se centrarán en que el 1 de enero de 2023 Andalucía cuente con unas nuevas cuentas que le permitan afrontar con garantías los retos futuros, y “en ese empeño ya trabaja la Consejería de Hacienda y Financiación Europea”.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.