La organización agraria Asaja Córdoba ha afirmado que el Plan Director de la Dehesa es un documento que “nace tarde, con siete años de retraso”, porque se suponía que iba a desarrollar la Ley de la Dehesa publicada en 2010.

Asaja considera que, debido a este retraso, es de “poca utilidad porque, además, no se han tenido en cuenta la mayoría de las alegaciones y aportaciones presentadas por la mayoría de organizaciones profesionales agrarias a lo largo de estos siete años”.

Asimismo, “la dotación financiera de dicho plan es claramente insuficiente porque hay 86 millones de euros presupuestados y, si se tiene en cuenta que en Andalucía hay 1.200.000 ha. de dehesa, correspondería una ratio de 7,1 €/ha. al año, lo que supone una cifra ridícula”.

Además, en todo el documento del plan director “subyace una inclinación marcadamente ambientalista y forestal en el tratamiento de la dehesa cuando ésta es un ecosistema artificial creado por efecto del hombre y la ganadería extensiva”, por lo que debe ser tratado como tal, debiendo depender directamente de la Consejería de Agricultura en todos sus aspectos.

Por otro lado, Asaja explicó que este plan cuenta con un comité de seguimiento en el que la representación de las organizaciones profesionales agrarias, los únicos y legítimos representantes del sector agroganadero, apenas suma el 20% de su composición, cuando el 90% de la propiedad de las dehesas es privado y su actividad principal es la ganadería y la agricultura.

También, añadió que el Censo de las Dehesas, registro creado por la Junta de Andalucía para determinar superficies, calcular ayudas o caracterizar la dehesa a través de un sistema de información geográfica “comete errores muy graves al utilizar información cartográfica que no refleja la realidad sobre el terreno”. Además, el procedimiento abierto por la administración para su mantenimiento y alegaciones está resultando “claramente ineficiente, ya que se están estudiando alegaciones presentadas a dicho censo después de un año”.

Por todo esto, Asaja Córdoba rechaza la aprobación de este plan director porque “no va a ser de utilidad al no contar con el consenso del sector agroganadero, que es el creador y garante de la dehesa”.

compártelo en
Share

NINGÚN COMENTARIO

Deja un comentario